Traje Regional Zoque

TRAJES REGIONAL ZOQUE

 

El traje regional en su núcleo Zoque, ha sufrido cambios, puesto que antes de la conquista esta cultura fabricaba sus trajes dándoles matices con colorantes naturales como son: La cochinilla, corazón de madera, tierras y otros colorantes más que nuestros aborígenes  usaron, pero que en la actualidad se desconoce.

 

Al ser invadidos por los españoles, este traje tan autentico empezó a perder su originalidad en virtud en que fueron sometidos a las encomiendas, el crepúsculo de la época colonial nuestros indios empezaron a readaptarse a los hilados y tejidos pero no lograron confortar el panorama de esta actividad que anteriormente tenían.

 

Por aquel entonces, en la capitanía de Guatemala se fabricaban tipos de hilados, hasta donde nuestros aborígenes tenían que recurrir para comprobarlos y ponerlos a la usanza de nuestros antepasados, así es como ha llegado hasta nuestros días esta indumentaria que cuenta de: Un huipil, blanco con tiras negras en la que dibujaban pájaros y flores, simulando el paisaje de la región, Un enredo rojo de algodón con líneas de colores, haciendo un nudo en forma de bolsa en la parte delantera que los utilizan para guardar objetos y van descalzas portando canastos de bejuco y sus rebozos de color negro con puntos blancos.

 


Srita. Vanessa Jaqueline Juarez Herrera
Reyna Traje Regional 2016



Traje de la Mujer:

 

El Huipil.

El antiguo estilo del traje de la mujer Zoque de Copainalá, consiste de un huipil blanco de tela de  algodón. El cuello y las mangas se terminan con tiras de bordados blancos y negros, hecho a mano se usaba para el diario. El brocado se llama contado, y los motivos que se usan son flores, pájaros y diseños de animales. Los bordados para las bocamangas usualmente son hechos por gente especializada.

 

 

La falda.

La falda está tejida a mano con hilo de algodón teñido con índigo. Se teje en dos tiras que después se cosen a la ancho y en los extremos formando un cilindro. El cosido se hace en tira decorada usándose hilo de seda que se adquiere en las tiendas en una variedad de colores, en Copainalá se usaba dos modelos de falda. El primero es de tela azul o roja con rayas a colores de diferente ancho y diseños sorprendentes, hechos en los telares de Comitán de las Flores, Se necesitaba cuatro metros de tela para una falda. El segundo modelo es de una hermosa tela gruesa en rojo con fino rayado de colores tejida en Guatemala. Esta tela es altamente apreciada. Las telas eran traídas  por las mujeres que regresaban de alguna fiesta en Guatemala o por comerciantes.

 

Las mujeres de Copainalá no usaban nada arriba de la cintura tanto dentro como fuera de la casa. La bolsa de la falda se usaba como recipientes de algunos objetos. Así mismo las mujeres solían tener dos faldas, una de uso diario o cotidiano y otra para las fiestas y la iglesia.

 

El mismo modelo de falda usado en Copainalá se usaba también en Tecpatán. Esta siendo desplazada por una falda amplia de algodón, no descrita ligeramente coloreada.

 

Cubiertas para la cabeza.

La mayoría de las mujeres Zoque en Copainalá usaban el rebozo de Santa María. Usualmente se doblaba a la mitad y luego se enredaba en la cabeza.

 

Peinados y adornos.

Parece que no existió ninguna regla entre las mujeres Zoques para usar un peinado en particular, excepto que siempre dividen el cabello por la mitad. El pelo puede usarse suelto o bien en dos trenzas que se amarraban arriba de la cabeza. A veces se entretejían en el cabello trenzas anchos listones de colores y una larga cinta atada arriba de la cabeza, o, más comúnmente, sobre el lado izquierdo de la misma.

 

Se usaban largos collares de coral antiguo con cuentas de filigranas, altamente apreciados como herencias. Los rosarios de oro fueron antes una parte importante del vestido de fiesta; se componían de una cruz de filigrana, cuentas de oro, corales, moneditas de oro y en ocasiones pequeñas figuritas de oro, de animales y pájaros.

 

Traje de los hombres.

 

Camisa.

La camisa del hombre Zoque de Copainalá tiene mangas largas rectas y es corta, dejando al descubierto el espacio entre la camisa y el cinturón, de la misma manera que la camisa tzotzil de San Bartolomé de los Llanos.

 

Pantalones.

El pantalón tradicional de Copainalá está cortado de la misma tela que la camisa, estos pantalones son como el de manta usado en todo México rural y conocido como calzón.

En Copainalá se dice que cuando la Virgen de Guadalupe se apareció a Juan Diego, éste llevaba pantalones cortos de esta clase y motivo por el cual los hombres Zoques de Copainalá lo han usado.

 

Zapatos.

Los Zoques usan un simple huarache de cuero hecho en Tuxtla.